Pese a que la cadena que emitía Vis a vis decidió cancelarla, su éxito internacional parece asegurado. La serie carcelaria española por excelencia ha comenzado su desembarco en Reino Unido de la mano de Channel 4, la cadena de otras series con contenido LGBT como Cucumber, y lo está petando. “The sexy spanish prison hit”, como han denominado a Locked up, es la primera serie española que se emite en Reino Unido, que no es poco dada la cantidad de series británicas que nos hemos tragado aquí, y con motivo del estreno de la segunda temporada Diva Magazine ha entrevistado a Maggie Civantos, Berta Vázquez y Nawja Nimri, y sus declaraciones no tienen desperdicio alguno.

Nawja: para mi, es muy importante [que la serie sea toda sobre mujeres]. Fue alucinante cómo nos las arreglamos para llevarnos tan bien. Y fue porque no había hombres involucrados, hazme caso.

Berta: Nos ayudamos las unas a las otras.

Magie: Somos un equipo.

Dado que Diva es un medio LGBT, las preguntas sobre las experiencias homosexuales de sus personajes son algo obligado, y las actrices resuelven muchas de nuestras dudas sobre Macarena, Rizos y Zulema.

Diva: ¿Crees que Macarena tuvo experiencias lésbicas antes de entrar en la cárcel?

Maggie: no, no tuvo. Puedo entender muy bien a mi personaje porque pienso lo mismo. A lo mejor crees que eres hetero pero un día te enamoras de alguien. A lo mejor porque tú necesitas cierta clase de amor o porque realmente te enamoras de una persona. Y creo que es el caso de Macarena. Ella es heterosexual, pero un día cuando está en la cárcel se encuentra con Rizos. Y al principio es raro para ella.

Berta: Creo que el amor no va de género. Creo que es acerca de las necesidad que tenemos dentro de nosotras.

 

Diva: ¿Crees que Rizos estaba interesada en las mujeres antes de ingresar en prisión?

Berta: Creo que Rizos es del tipo de personas que ama a los dos [géneros]. Creo que tuvo un novio fuera, eso me dijeron, pero ella lo ha intentado con chicos y chicas. Es muy abierta.

 

Para mi gusto, las chicas patinan un poco al hablar de lo “guay” que es ser gay o lesbiana en España ahora mismo. A mi me suena todo un poco a los dos miles, cuando se tenía esa percepción de ser “cool”, pero ahora mismo… pues no. Pero quedémonos con lo que dicen Maggie Civantos y Berta Vázquez al final de la entrevista.

Maggie: Soy muy abierta. Soy heterosexual, pero quien sabe. Nunca puedes decir nunca porque creo que me puedo enamorar de una persona.

Berta: Yo no sé lo que soy.

Vía: Diva

¡Gracias Sara por el soplo!

 


Desde Hay una lesbiana en mi sopa nos reservamos el derecho a eliminar cualquier comentario que no favorezca el debate, que incluya insultos hacia cualquiera o que, por otros motivos, contamine el ambiente de la web. Si el comportamiento persiste, se baneará al usuario correspondiente.