El arte del cosplay, o de representar en la vida real a tus personajes favoritos, cada vez está más extendido, y lo que es mejor, cada vez los cosplays son de más calidad. Un buen ejemplo son Carina y Sørine, un matrimonio danés que en sus cuentas de Instagram hacen gala de lo en serio que se toman estar perfectas hasta el último detalle. Para muestra, aquí están Zero y Four de Drakengard 3.

O las versiones femeninas de Draco Malfoy y Harry Potter.

No podía faltar Sailor Moon.

Cosplay con el que representaron a su país en la Cumbre Mundial del Cosplay en 2015.

Aquí están como las protas de Overwatch.

Y ojo a Evangelion.

Para los clásicos, las princesas de Nintendo Peach y Daisy.

Carina y Sørine se casaron en Copenaghe, pero para ello eligieron vestidos de novias completamente tradicionales.

Te guste o no el cosplay, esta es una de esas cuentas de Instagram que tienes que seguir. Seguro que en el futuro nos da un montón de alegrías más.

 


Desde Hay una lesbiana en mi sopa nos reservamos el derecho a eliminar cualquier comentario que no favorezca el debate, que incluya insultos hacia cualquiera o que, por otros motivos, contamine el ambiente de la web. Si el comportamiento persiste, se baneará al usuario correspondiente.