A nuestra familia de Sense8,

Hemos visto las peticiones. Hemos leído los mensajes. Sabemos que queréis que Sense8 renueve, y ojalá pudiéramos devolveros Sense8.

La razón por la que hemos tardado tanto en deciros esto es porque hemos pensado largo y tendido sobre cómo desde Netflix podríamos hacer que funcionara, pero no podemos.

Gracias por verla, y esperamos que estéis cerca con vuestra piña alrededor del mundo.

#Sensatesforever

Con este comunicado, Netflix da por cerrada la incertidumbre: no habrá más Sense8. Desde que se supo la noticia de la cancelación por parte de la plataforma, muchas fans alrededor del mundo se habían organizado, con peticiones de firmas, hashtags, y demás medidas de presión de la internet 3.0 para reclamar que su serie favorita tuviera una continuación en el mejor de los casos, y un final digno en el peor.

Pero con estas palabras, Netflix lo deja bien claro. Lo han intentado, y no han podido. ¿Los motivos? Aunque no lo digan explicitamente, son económicos. Cada episodios costaba más de nueve millones de dólares, algo bestial, y la producción se elevaba tanto porque el rodaje se hacía en varios países a la vez.

Vía: Fuertecito


Desde Hay una lesbiana en mi sopa nos reservamos el derecho a eliminar cualquier comentario que no favorezca el debate, que incluya insultos hacia cualquiera o que, por otros motivos, contamine el ambiente de la web. Si el comportamiento persiste, se baneará al usuario correspondiente.