Fantasías hay de todos los tipos, y yo os conté la mía hace un tiempo. Lo mejor es que se cumplió y dejó de ser solo una fantasía para convertirse en una de mis prácticas favoritas de todos los tiempos. ¿No sabes de qué hablo? No podía ser otra cosa que del sexo con arnés. 

Creo que es imprescindible, que toda croqueta debería probarlo, como mínimo, una vez en la vida. Luego vienes y me cuentas qué tal. A mí me encanta porque tiene muchísimas posibilidades (si andas falta de creatividad solo necesitas inspirarte en el kamasutra hetero), pero, sobre todo, porque mi amante tiene las manos y la boca libres para hacer todo lo que se le ocurra.

También es cierto que, cuando os hablé del arnés de BS Atelier (mi favorito hasta la fecha, sin duda alguna), lo complementaba con el dildo Alex, uno de los muchos de la marca. Me habéis pedido opinión varias veces sobre cómo empezar con el sexo con arnés y creo que la reseña de hoy os puede ayudar. Alex es maravilloso, pero Oben… Oben viene de otro planeta.

Empezaré por decirte que las diferencias principales entre Alex y Oben son la forma y el tamaño. La forma: Alex tiene una especie de glande (no te asustes por eso, es más funcional que estético) que hace que el dildo sea más ancho en la punta que en el resto del juguete. Es un pequeño detalle, pero puede incomodar a aquellas que empezáis con esto del sexo con arnés (o con cualquier dildo en general). Así que mejor tirar por uno más básico en ese sentido como lo puede ser el Oben.

La forma de Oben es más sencilla y simple: es como un churrito curvado para poder llegar al punto G que está disponible en tres tamaños. El S mide 11,8 cm. de largo por 2,4 cm. de diámetro, el M 12 cm. de largo por 2,5 cm. de diámetro y el L 13,8 cm. de largo por 2,8 de diámetro. Los tres tienen un tamaño muy razonable en comparación con otros que os he enseñado, principalmente porque están diseñados también para el sexo anal. Eso significa dos cosas: uno, que son perfectos para empezar porque son pequeños. Dos, que si quieres ir más allá puedes darles uso anal.

Otra diferencia importante de Oben es su base. La de Alex era más delineada y plana, mientras que Oben la tiene más ovalada. Se adapta mejor a nuestro cuerpo cuando lo llevamos en el arnés y también cuando lo sujetamos con la mano. También lleva una protuberancia que señala hacia dónde va la punta del dildo si lo tenemos dentro.

Yo he elegido el Oben tamaño S para probar. Como estaba acostumbrada al dildo Alex que mide 14,5 cm. por 2,7 cm. pensé que no disfrutaría tanto de la penetración. ¡Error! Me he quedado satisfecha usándolo, incluso me ha resultado más cómodo al ser de tamaño reducido. A veces, con el dildo Alex notaba una pequeña molestia después de un buen rato usándolo y necesitaba ponerme algo de lubricante. No ha sido el caso con Oben.

Te recuerdo que todos los productos de BS Atelier están hechos a mano y son de muy buena calidad. Oben está hecho de silicona 100% médica, por eso es firme supersuave y flexible al mismo tiempo. Esto ocurre porque han utilizado dos densidades de silicona, por eso la punta es más blandita que el resto. Como elaboran pieza por pieza les resulta posible crear diseños tan bonitos como el de mi Oben, Golden Night, un degradado de negro a dorado precioso. Con el arnés que tienen queda tan bonito que estoy por colgarlo del cabecero de la cama, oye.

También cuidan hasta el packaging: con un diseño ecocompatible, precioso y muy cuidado. Nada más ver mi paquete he sentido que se dildo había sido diseñado, creado, fabricado y envuelto solo para mí, y esa es una sensación maravillosa.

Si va a ser tu primera vez con un dildo, te recomiendo que estés tranquila y mantengas los músculos relajados, sin tensión. Además, es mejor que uses un buen lubricante para preparar la zona y que la penetración sea mucho más agradable. A mí me gusta utilizar In Lube Silicone junto al Oben por su textura, pero lo mejor es optar por un lubricante de base agua (cualquier In Lube, natural o de sabores, sirve).

Para el uso anal es también de lo más cómodo que he probado. Si tienes la fantasía del arnés pero de forma anal, Oben es perfecto, ideal para las primeras veces. El tamaño S no requiere una gran dilatación, ni siquiera un lubricante especial para sexo anal de esos que llevan algo de analgésico. Con un poco de lubricante normal tendrás suficiente y disfrutarás de las sensaciones del sexo anal.

Vamos, que Oben se ha convertido en uno de mis dildos favoritos por su forma ergonómica, el diseño, la comodidad, el buen rollo que desprende. He estado pensando en comprarme una vitrina y dejarlo allí expuesto, porque mi Oben Gold Night no es de esos juguetes que es mejor mantener guardados en el cajón…

Te lo enseño en una última foto, homenaje también a Sayak Valencia, que sé que estuvo con el equipo de BS Atelier hace unos días y me puse en modo fan total.

Para saber más sobre Oben ve AQUÍ.

Puedes suscribirte a nuestro canal de Telegram para enterarte de todos los artículos: https://t.me/hulems