clementineUna mujer con el corazón roto, intenta recuperarse de la ruptura con su novia, y lo hace en el lugar más insospechado: la cabaña de su ex. Ahí conoce a Lana, una chica más joven que ella, de quien se cuela sin remedio.

Este es el argumento de Clementine, una nueva película lésbica (bueno, lo de lésbica se lo he puesto yo de apellido, pero vamos) que se ha estrenado en el Festival de Tribeca, en Nueva York, esta misma semana. Su directora, Lara Jean Gallagher, la define como «un drama psicológico mezclado con una historia de paso a la vida adulta», y cómo «una relación entre dos mujeres puede ser muchas cosas diferentes: hermanas, amigas, amantes…» Esta es la primera cinta de Gallagher.

clementineProtagonizada por Otmara Marrero (StartUp) y Sydney Sweeney (Sharp ObjectsThe Handmaid’s Tale), a la crítica le ha entusiasmado esta historia sobre el ciclo de las relaciones, y cómo nos pasamos energías unos a otros. Y también a sus protagonistas, porque atención a las palabras que le dedicaba Marrero a la película:

Vi que las palabras eran preciosas, y vi que la historia era muy bonita. Hacía mucho tiempo que no leía un guión , mientras lo hacía, me iba imaginando la escena de un modo visual

Por otro lado, Sweeney también está encantada con su papel en Clementine:

Me encantó el misterio detrás de mi personaje. No estaba muy segura de cómo estaba, de dónde venía o de quién era. De repente, después de esta loca relación entre las dos mujeres, te das cuenta de que es solo otra chica perdida

¿La veremos? La veremos. ¿Cuando? Váyase usted a saber cuando estrenan esto de algún modo al que podamos acceder.

Vía: Deadline