02. Bly Manor, Hay una lesbiana en mi sopa

Imagina: habitación en penumbra, algo fresquito para beber, tu chica y tú. Y, por supuesto, una serie que te haga poner el corazón a mil y además consiga que se acurruque debajo de tu brazo. No sé, a mi me suena a planazo. En su día te hablamos de las 10 películas de terror con protagonistas croquetas, y hoy aprovechamos para traerte las mejores series de miedo con protagonistas lesbianas o bisexuales para que veas con un café frío de Kaiku Caffè Latte.

La maldición de Bly Manor (The haunting of Bly Manor)

Adaptando el célebre libro Otra vuelta de tuerca, nos encontramos con la segunda temporada de La maldición de…, una de tantas fórmulas de éxito que Netflix pone a nuestra disposición. Bly Manor es, básicamente, una historia de amor gótica, llena de misterio, en la que una niñera interpretada por Victoria Pedretti se encarga de dos niños, Flora y Miles, a los que encarnan Amelie Bea Smith y Benjamin Evan Ainsworth. Estos han perdido a sus padres y viven en la mansión. Además de los jóvenes, en la casa viven Owen (Rahul Kohli), la jardinera, Jamie (Amelia Eve), y el ama de llaves, la señora Grose (T’Nia Miller). Pero es posible que no sean los únicos.

Fear Street

Si ya sé lo que me vas a decir, que no es una serie sino una trilogía de películas. Pero es que da igual, porque te las vas a ver seguidas, exactamente igual que si fueran diez episodios. Fear Street, La calle del miedo, está basada en la serie de libros de RL Stine, creador de Pesadillas (Goosebumps), y en sus episodios (1994, 1978 y 1666), iremos descubriendo las razones de que en Shadyside se sucedan horribles matanzas de manera periódica. Las encargadas de desvelar el misterio serán Deena y Sam (Kiana Madeira y Olivia Welch), una pareja de ex novias. Es la sensación del verano, y te la recomendamos con todas las ganas del mundo.

American Horror Story

Si lo que buscas es una puesta en escena que te deje loca, y una premisa interesante, American Horror Story, en cualquiera de sus temporadas, es tu opción. Pero si lo que buscas es, además, una historia bien construida y armada, y que con cada revisionado gane en detalles, la segunda temporada, Asylum, es a la que debes acudir. La Hermana Jude se encarga, con mano de hierro, de dirigir un psiquiátrico en los años 60. Cuando la periodista Lana Winters decide investigar qué está pasando dentro de esas cuatro paredes, el horror comienza.

Light as a feather

Cinco amigas juegan con fuerzas sobrenaturales (y las cabrean) cuando experimentan con algo similar a una ouija. Es entonces cuando la muerte empieza a perseguirlas, y todas sucumben según fue predicho. Esta serie, un poco Destino Final, fue cancelada después de su segunda temporada, pero bueno, disfrutaremos de sus 26 episodios.