Esta semana se ha emitido el último capítulo de la temporada de Grey’s Anatomy. Como ya comentamos hace unos meses, las actrices Sarah Drew y Jessica Capshaw no volverán en la próxima temporada. Hemos visto este capítulo con miedo porque, dado el historial de esta serie, en cualquier comento se estrella algún medio de transporte o se desata una catástrofe meteorológica y se cargan a medio elenco. Por suerte, la despedida de Arizona ha sido triste, en su justa medida, bonita y muy emotiva.

Repasando la temporada, sobretodo los últimos capítulos, podríamos imaginarnos este salida para Arizona de la serie. Comenzó la temporada conociendo a Carina DeLuca. El fichaje de esta temporada que nos ha tenido locas a más de una. También la hemos visto sufriendo con su hija. Sofia no estaba pasando una buena etapa, echaba de menos a Callie y se ha intentado escapar.

Arizona se va, pero siempre estará en nuestros corazones… ¿Y en el de Callie?

Entonces llegó la oportunidad definitiva en forma de Geena Davis. Ya está decidido, Arizona se va a Nueva York. Lo que yo al menos no esperaba es que nos dejasen tan en bandeja la posibilidad de volver con Callie. Que si un «tengo ganas de verte», un «ahora que estáis las dos solteras». Ni ella misma creía posible que Callie, esa persona que tanto daño le había hecho, ahora le pudiera volver a hacer feliz. Pero como bien ha dicho April, puede, y si lo hace bienvenido sea. Amigas, CALZONA IS ENDGAME.

Realmente, por una vez, me han dado todo lo que pedía para la despedida de un personaje. Además, me ha parecido precioso, que durante elmomento bodas, la canción que sonaba «The Story», la cantaba Sara Ramírez. Solo nos queda suplicar que cuando termine la serie, allá por el 2042, Callie y Arizona hagan acto de presencia, juntas y felices y nosotras muramos de feels.