Tenemos que haceros una confesión: este capítulo de Amigas sin derecho a roce (pero que deberían tenerlo) no es por un deseo expreso de que Paris Hilton y Nicole Richie se conviertan en más que amigas, sino para salvaguardar nuestro orgullo croquetero.

¿Por qué? —te preguntarás— pues porque en realidad nos da exactamente igual si Paris y Nicole son solo amigas o si cualquier noche una de ellas se equivocó de pastillita de colores y acabó metiéndose en la cama de la otra, creyendo que allí podría encontrar a la muñeca hinchable que le compró a su novio por navidad. En serio, nos da igual. Pero son tantas las veces que las dos han jugado a la simulación lesbiana que lo de que se líen es ya una cuestión de orgullo.

Simulación lesbiana.

(Del lat.simulatĭo, -ōnis).

1. f. Acción de simular que eres lesbiana.

2. f. Der. Alteración aparente de la causa, la índole o el objeto verdadero de un acto o contrato lésbico.

Ejemplo ilustrativo de simulación lesbiana:

Paris y Nicole 10
***Las muñecas se venden por separado. Pilas no incluidas***

Paris Hilton y Nicole Richie son Barbie Malibú y Barbie Miamidos niñas consentidas de papá dos mujeres en paro dos «it» girls que no sabemos muy bien a qué se dedican (sospechamos que son artistas polivalentes como Zeus Tous), pero que siempre se las arreglan para estar en el candelero. Como las dos son tal para cual, el día que se conocieron su vida cambió para siempre. Se convirtieron en «best friends» y de repente todo volvió a tener sentido y el país de la piruleta fue un lugar habitable de nuevo, porque por fin encontraron a alguien con quién competir en el noble y ancestral arte de quién es la rubia más tonta (las malas lenguas dicen que acabó ganando Nicole Richie).

Pero vuelvo al tema, que tanta mecha me distrae. Nicole y Paris no solo compiten para ver quién es más boba,  sino que también se les da muy bien eso de posar sexy. Ya sabes. Muchas mujeres lo hacen. Una sonrisa a la cámara aquí, un le toco la teta a mi amiga allá. Todo ello con una naturalidad pasmosa:

Adivina quién de ellas es la granjera común.

Ellas piensan que es erótico festivo, y a decir verdad muchos hombres también lo creen, aunque a ti te despierte cierto instinto homicida desasosiego. Son las llamadas calientacoños, para que nos entendamos. De las calientacoños de toda la vida, una familia numerosa donde las haya, con células distribuidas en todas partes del mundo, que entrenan a las mujeres en las artes marciales del calientacoñismo.

Y en esto Paris y Nicole son unas maestras. ¡Cinturón negro! La foto más normal que tienen es esta:

Paris y Nicole 14
Nicole, en pleno apogeo de simulación lesbiana.

Todas las demás son algo así:

Paris y Nicole 11
¡Qué felices seremos las dos y qué dulces los besos serán, pasaremos la luna de miel,  en nuestra autocaravana de Mattel!

Los productores de televisión vieron el potencial que tenían estas dos chicas y les dieron un reality show solo para ellas. El producto lo llamaron A Simple Life (Una vida sencilla), porque en el fondo —muy en el fondo— Paris y Nicole son dos chicas sencillas. Como tú y como yo, pero con cuentas de seis ceros en Suiza.

Así es como empezó el festival. A Simple Life nos mostró la vida de estas dos amigas en situaciones de lo más normal. En el show se les pedía que hicieran acciones cotidianas, a las que se enfrentaría una mujer cualquiera de su edad. Y gracias a él pudimos ver el lado más profundo de Paris y Nicole. Las vimos al natural. Como la vida misma:

Adivina quién de ellas no ha ordeñado una vaca en su vida.

¡Encuentra a la azafata de verdad!

Pista: la Dirección General de Tráfico recomienda llevar siempre casco.

Madres lesbianas, una familia homoparental cualquiera.

Amas de casa «moernas».

Girl scouts. Todas quisimos serlo alguna vez. Palabrita.

Y así hasta el infinito.

Pero volviendo al tema de que esto es una cuestión de orgullo: es cierto que nos da igual si están juntas o no. Lo que ocurre es que han sido tantas las veces que las hemos visto jugando a la lesbiana ninja, que sería de justicia que algún día lo hicieran realidad. Aunque solo fuera para variar. Una noche en Paris. O en Richie. En donde ellas quieran, pero que cese esta locura ya.

Lee aquí otros Amigas sin derecho a roce.

11 Comentarios

  1. Pero qué risa con este artículo. Y qué bien escrito, yes sir, cosa que se agradece mucho en estos tiempos que corren. Yo siempre había creído que Nicole era la íntima amiga y fiel secretaria de Paris, pero ahora veo que no, que trabajan coño con coño en todo, como dos buenas migas, ordeñando vacas, criando niños o lo que braga falta (me encantaría poner ciertas cosas tachadas y eso pero no sé cómo se hace). Ha sido muy instructivo tot plegat. Me he quedado #MuyFan, de verdad. En serio, tronchante y factura impecable. Por cierto, ¿las muñecas las vendéis vosotras? XD

  2. Jaja. Me alegro de que lo hayas disfrutado. Esta es la sección más chorra de la historia de un blog, pero es divertido escribirla. Las muñecas no las vendemos (todavía), pero siempre estamos abiertas a nuevas y excitantes líneas de negocio xD

  3. Qué va. Están muy bien unas risas chorras acompañadas de calidad. En realidad las muñecas me las compraba si me sobrara la pasta, pero sólo para pincharlas. XD

    Por cierto, ya que estamos, seguro que ya lo sabes, pero cuando empecé a ver OITNB me sonaba mucho la cara de Nicky Nichols (Natasha Lyonne). Entonces caí en que era la prota de la divertidísima petardada «But I’m a Cheerleader». Es muy chorras pero muy cómica. Si no la has visto: http://www.imdb.com/title/tt0179116/?ref_=sr_1.

    Venga, te dejo, que estoy muy díscola. ¡Buen finde!

  4. Será la sección más chorra de de la historia de un blog pero harían falta muchas más. Es genial poder reírse un rato y más aún si es de uno mismo.

    Fantástico artículo, me ha encantado.

  5. Siiii! Yo también me di cuenta de que era ella. Esa mujer ha hecho tantos papeles lésbicos que ya tiene callo. Es uno de mis personajes favoritos en OiTNB. Creo que lo borda. A ver si algún día saco un hueco para hablar de ella. ¡Hay tanto sobre lo que escribir! Buen finde para ti también.

  6. Jajaja. Gracias. Yo con tal de que nadie se sienta ofendido me doy por satisfecha (es una sección en clave humorística, después de todo), pero si encima consigo que paséis un buen rato, es una gozada. Un abrazo 🙂

  7. wow! si no lo leo de ustedes ni cuenta me doy, es que bueno en la serie se ve… diferente. Pero es verdad, hace poco vi la peli y ahora q asocio los rostros caigo en cuenta!

    que observadora CgA!

  8. Mira que me gustan las rubias pero esto es hasta demasiado para mí XD

    Como siempre, no tenía ni idea de que Paris Hilton tenía una amiga con la que posaba siempre de esas maneras. ¿O sí? Mis neuronas tampoco podrían registrar mucho tiempo tal nivel de simulación lesbiana. Es tan falso como los fondos de cartón. Meh total. (Aunque me gustaría dibujar la ropita que llevan XD)

  9. Tienes razón, es de pena, aunque al menos esas dos algún achuchón sí que se dan, ¿no? Estas solo posan con morritos para la cámara. Ya de hacerlo, hazlo pelín realista, digo yo! jajaja

Comments are closed.