fernanda-montenegro-babilonia

Hace unos días, cuando hicimos la lista de diez películas para añadir a tu colección, seleccionamos 80 Egunean, película vasca que narra la historia de una pareja de ancianas. Hablábamos de lo innovador y de lo necesario de contar historias así, que incluyan mujeres de todas las edades, y eso es precisamente lo que la serie Babilônia está haciendo en Brasil: dar voz a las realidades menos visibles de las mujeres lesbianas, aquello que se muestra en contadas ocasiones. Porque a veces se nos olvida que hay vida en las mujeres más allá de los 40. Babilônia nos trae a Beatriz e Inés, una pareja de octogenarias que, tras toda una vida juntas, deciden formalizar su relación a efectos legales.

Las dos mujeres, que eran famosas, causaron un gran revuelo en la sociedad brasileña cuando dejaron a sus respectivos maridos para empezar una vida juntas. Al comienzo de la novela ya se deja claro que se siguen queriendo como el primer día.

Las dos actrices que las interpretan son bien conocidas en Brasil: son Fernanda Montenegro (La próxima víctima) y Nathália Timberg El derecho de nacer), lo que ha hecho que su relación, y su beso, hayan creado gran revuelo, llegando incluso al parlamento, donde se la ha acusado de “tener una clara intención de ofender a los cristianos”, y se ha animado al boicot a sus patrocinadores. Afortunadamente, otras voces políticas del país, como la de Jean Wyllis, han aplaudido la valentía de la serie.

Los creadores del show lo tienen claro: los sesenta episodios que la conforman ya están escritos, y no piensan cambiar ni una sola coma de los mismos, disguste a quien disguste. Brasil está mostrando un claro compromiso con el retrato de parejas de mujeres en la televisión. Cabe recordar, por ejemplo, a Clara y Marina, de Em familia, quienes también tuvieron que enfrentarse a duras críticas, pero finalmente las fans tuvimos beso y compromiso. Lo mismo sucedió con Amor e revolução, donde en 2011 pudimos ver el primer beso lésbico de la televisión carioca.

https://www.youtube.com/watch?v=wm9kipJpAu4

Felicidades a Globo, la cadena que emite Babilônia, por no quebrarse frente a las críticas. Poco a poco vamos ganando visibilidad, y eso siempre, SIEMPRE, es positivo.