Úrsula es actriz de teatro. Debido a su trabajo, goza de un nivel alto de reputación, algo que en Saphen es muy valorado, casi imprescindible. Porque en este país, sumamente burocratizado, no todos los ciudadanos son iguales, el orden se mantiene a base de rígidas leyes que monitorizan a la población y el infractor, si es pillado, se convierte en algo que nadie quiere ser: un Cebeconeado, un portador de un implante que provoca dolorosas descargas a su portador como método de prevención. Pero, si Úrsula es discreta, eso no pasará nunca. ¿Verdad?

Nivel 10 es el primer libro publicado de Estefanía Álvarez, licenciada en Psicología por la Universidad de Almería, donde trabajó como voluntaria en un laboratorio de psicobiología y becada en un centro de rehabilitación neuropsicológica mientras terminaba su formación en Neurospicología. Con este curriculum, se explica con facilidad el nivel de minuciosidad con el que la autora describe las consecuencias que tiene delinquir en Saphen, y dota al relato de una pátina de credibilidad indispensable en una distopía como esta.

La historia de Úrsula se enmarca en una sociedad que prima el orden sobre todas las cosas. Todo aquel que se sale de la norma es inmediatamente devuelto al redil, y no hay posibilidad de error. Por desgracia, este modelo de sociedad no nos es tan lejano ni en el tiempo ni en la geografía, y es por eso que somos conscientes del horror que sufren los cebeconeados y del ambiente delator que impregna Beltaríh, la ciudad donde se desarrolla la novela.

Nivel 10 es un buen libro de ciencia ficción, bien escrito, y con una protagonista con la que es sencillo conectar desde el primer momento. Es una de las novedades de Les editorial, y os recomiendo de veras que no lo dejéis escapar. Merece mucho la pena. Esperamos leer pronto más cosas de su autora, a la que puedes seguir en su blog personal La escritora entre el centeno.

 

 

1 Comentario

Comments are closed.