Yo ya siento ser una cortarrollos de este calibre, pero lo que es mentira, es mentira. Hace días que la noticia va dando vueltas de un rincón a otro de internet, pero no tiene ninguna base más allá de la especulación. Kristen Stewart y Drew Barrymore no están saliendo.

Se supone que la fuente de dicha información es la revista australiana NW, en cuyo número de 26 de marzo contaba que las dos actrices estaban juntas, y que durante la preparación del rodaje del reboot de Los ángeles de Charlie, una chispa de amor había surgido.

«Drew no ha ocultado el hecho de que le gustan los hombres y las mujeres, y ha admirado a Kristen desde lejos durante años. Todos notaron la química entre las dos durante la lectura de guión, se han vuelto muy cercanas muy rápidamente», decía la revista. «Todos creen que tras esta película podría surgir una pareja».

Hay mucha tela que cortar aquí. Para empezar, y haciendo un Santo Tomás (o un Alaska y Dinarama), sólo nos creemos lo que vemos, y no es que no haya fotos de dichos flirteos, sino que ni siquiera existen fotos de las dos así, en general. Por otro lado, Drew Barrymore no está envuelta en el proyecto de Los ángeles de Charlie, ya que la encargada de darle vida es Elizabeth Banks, y Barrymore ni está, ni se la espera. ¿Que en el futuro pueda hacer un cameo? Es una posibilidad abierta, pero los cameos no están en las lecturas de guión previas a comenzar la producción.

Y, además, que Stewart vaya a rodar la película no está confirmado de ninguna manera, y sólo es un rumor, como el de que vaya a estar Lupita Nyong’o. Son nombres que suenan en un proyecto que no ha comenzado. Nada más. Por tanto, dichas lecturas de guión con química pueden ser, directamente, mentira. No sería la primera (ni la última) vez que la prensa se inventa cosas sobre Kristen Stewart, y es que pasa una cosa con ella: que jamás entra al trapo. Puedes decir casi cualquier cosa sobre ella, y no va a salir haciendo una réplica. Ella quiere trabajar, y ya. 

Drew, mesándose los cabellos

La bola que inició NW ha ido creciendo, y pocos días después medios como Star RadarOnline lo daban todo por bueno, añadiendo más declaraciones de fuentes anónimas en las que se contaba que Stewart «le había pedido consejo» a Barrymore y que «todos habían notado la química entre las dos». No sé, yo entre las que noto química es entre Kristen y Stella Maxwell, más que nada porque se estuvieron enrollando en Coachella. 

Más química que en un concierto de Chimo Bayo

Hay una cosa en todo este asunto que me escama un poco, y es la percepción que ciertas personas tienen de que dos personas LGBT, si se conocen, o bien tienen que flirtear, o hay química, o, en fin, se van a gustar porque obviamente somos un grupo de población desesperado por encontrar pareja en el océano de la heterosexualidad y que no puede dejar pasar ninguna oportunidad. Un poco parecido a cuando tu tía te pregunta si conoces a esa chica lesbiana de la frutería, que es muy mona, pero a nivel Hollywood. Drew Barrymore se divorció de su marido el año pasado, y por supuesto, al ser bisexual, tiene una química con Kristen que alucinas. ¡Cómo no la va a tener! ¡Cómo va a dejar pasar Drew Barrymore el tren que se le presenta al conocer a una persona a la que también le gustan las mujeres! ¡CÓMO!

(PS: Lo más gracioso de todo este asunto es cómo hay medios que ilustran esta noticia inventada con esta foto, en la que sale Drew Barrymore besándose con una chica que no es Kristen Stewart, que es Ellen Page, pero qué más da ya todo)

Vía: Gossipcop