No nos arrepentimos ni un poco de sacar AHORA este post. 2020 ha sido duro, amigas.

Lo mejor

Por fin hemos despedido al 2020 y desde Hay una lesbiana en mi sopa queremos hacer una lista de las cosas más positivas que nos han parecido relevantes para el mundo sáfico de este año tan peculiar (por ponerlo de algún modo) que dejamos atrás.

Killing Eve

Es necesario que la tercera temporada de Killing Eve sea lo primero de esta lista. Por fin este «enemies to lovers» empieza a acercarse de verdad al «lovers» y que lo haga con tanta maestría es increíble. El viaje de Eve, que ya ha matado a una persona por primera vez, se torna cada vez más oscuro. Mientras tanto, la evolución de Villanelle la lleva a entender que si Eve quiere que se marche, debe respetarlo. Y cuanto más avanza, más enganchadas estamos.

Killing Eve Season 3, Hay una lesbiana en mi sopa
Eve y Villlanelle en la tercera temporada de Killing Eve

La maldición de Bly Manor

Una de las series más comentadas en redes este 2020 ha sido La maldición de Bly Manor, «continuación» de la Maldición de Hill House que, sin embargo, no estaba protagonizada por los mismos personajes (aunque sí comparte reparto con su predecesora). Quizá no haya sido una delicia para los amantes del terror, ya que sustos trae más bien pocos, pero para las sáficas esto es harina de otro costal. La protagonista, Dani, es una institutriz que vive una intensa historia de amor con Jamie, la jardinera (¿alguien más capta Rosas Rojas vibes?). Y sí, el final es tristísimo, pero yo creo que era lo que la historia pedía de su protagonista. Además, su relación con Jamie, aparte de ser la trama más bonita e importante de toda la serie, es el ejemplo de «amor sano y verdadero». Yo personalmente no le pido más.

HOBM Unit 00488R 1600x800, Hay una lesbiana en mi sopa
Dani y Jamie en La maldición de Bly Manor

The Wilds

Hace nada ya escribimos un artículo recomendando The Wilds, pero la ficción de Amazon Prime también merece su huequito en esta lista. Una serie que mezcla Perdidos con chicas adolescentes desde una perspectiva feminista era lo que no sabía que necesitaba del 2020. Si habla de los problemas de las jóvenes sin desprecio sino desde el más absoluto respeto, estoy escuchando con mucha atención. Si además tiene historia sáfica, pues mucho mejor.

The Wilds Fotogramas 1607808895, Hay una lesbiana en mi sopa
The Wilds

Happiest Season (una romcom navideña con lesbianas!)

Imposible dejar fuera de la lista esta maravilla. Independientemente de si nos gusta o no esta película (en la redacción hay opiniones divididas), ¡una comedia romántica navideña protagonizada por lesbianas! ¡Y las actrices son Kristen Stewart y Mackenzie Davis! No sé, me parece una fantasía, la verdad.

Happiest Season La Esetacion De La Felicidad Kristen Stewart, Hay una lesbiana en mi sopa
Happiest season

El canal de youtube de Brie Larson

Desde su referencia a su posible bisexualidad hace unos días hasta sus streams jugando al Animal Crossing, Larson nos ha entretenido un montón este año. Ha cantado (y nos hemos enamorado), ha cocinado, ha hecho deporte e incluso nos ha presentado a su abuela. ¿Cómo, qué, posible bisexualidad? Leyendo una pregunta de «qué estarías haciendo si tuvieras diez años y una hora libre», la actriz contestó «buscando en google cómo saber si soy gay». No es una salida del armario, claro, pero a más de una nos sacó una carcajada. Quizá nos vimos representadas.

8b4d9c7f17424826a5ec466ae1b484d6c5 Brie Larson.2x.rsocial.w600, Hay una lesbiana en mi sopa
Brie Larson

Las referencias sáficas en «evermore» (Emily Dickinson)

Vale, a ver, esto es un poco tirarse un triple, pero me da igual, al 2020 hay que rascarle cosas positivas y estoy en ello. Y algunas de las letras de los discos de Taylor Swift, en especial de evermore, suenan un poquito sáficas. Ya sea el mismo título del álbum, que a ciertos sectores fan recordaba sospechosamente al poema de Emily Dickinson One sister have I in our house, dedicado a Sue Gilbert y cuyo último verso reza: «Sue – forevermore».

1607680446 643718 1607680959 Gigante Normal, Hay una lesbiana en mi sopa
Taylor Swift en las promos de evermore

Siguiendo esta línea, no podemos incluir la serie Dickinson en cosas positivas de 2020, ya que se estrenó su primera temporada en 2019. Pero la verdad es que fue muy guay, así que vamos a hacer un poco de trampa y de paso os comentamos que su segunda entrega acaba de llegar a AppleTV ahora en enero 2021. A ver si así empezamos el año con buen pie.

La animación: She-Ra, Harlivy, Hora de Aventuras, Casa Búho…

Así, en general. Y es que 2020 nos ha dado un montón de alegrías a las amantes de los dibujos animados. La última temporada de She-Ra y las princesas del poder ha hecho a su ship principal canon y el centro de una historia de fantasía y ciencia ficción, además de contar con un plantel de personajes LGBTQ+ extenso.

64c91ec932ab9b1998a6543329ab3192, Hay una lesbiana en mi sopa
Catradora en She-Ra y las princesas del poder

Pero no sólo de She-Ra vive la fan. La serie animada de Harley Quinn ofreció mucho más texto entre Harley y Hiedra Venenosa que el que ha dado DC en años. Hora de Aventuras ha hecho un último regalo a los fans de Marceline y la Princesa Chicle con Obsidian, el segundo episodio de la miniserie Distant Lands. Un capítulo de una hora que ahonda mucho más en la relación romántica entre los dos personajes, su pasado y su futuro.

«Este es el único gif que importa.»

Y Casa Búho nos ha dejado un crush preadolescente monísimo de Amity hacia Luz. Probablemente lo más cerca que vamos a estar de algo canónico con protagonistas por parte de Disney en unos años. Esperamos con ganas la segunda temporada.

Hora De Aventuras Casa Buho, Hay una lesbiana en mi sopa
La domesticidad de Marceline y Bonnibel en «Obsidian» y el baile de Amity y Luz en «Casa Búho».

No me puedo meter mucho en el tema de la animación japonesa por desconexión personal, pero Adachi to Shimamura tiene pinta de ser de lo mejor que ha traído Japón en ese sentido durante 2020.

Todo el cómic sáfico y yuri de calidad

Ediciones Babylon se ha animado con Still Sick, una comedia romántica que pone los pies dentro de la creación del manga. La línea yuri de Planeta Cómic nos ha seguido regalando tomos de perlas como son Bloom into you, Girl Friends y Octave, unas más dentro del romance de instituto y otra más realista (y cruda), y serializando manga de contenido yuri como Alter Ego y otros en su Planeta Manga.

1473 1 BloomIntoYou 01 Pagina 4, Hay una lesbiana en mi sopa
Tôko y Yû, protagonistas de Bloom into you

También Planeta ha comenzado Isola, una hermosa historia de fantasía heroica en la que intuimos que nuestra protagonista y la reina tienen algo más que una curiosa amistad. A principios de año terminó el primer arco de Shi (Norma), cómic europeo con dibujazo y que nos deja una pareja emblemática. La Cúpula publicó lo último de Tillie Walden ¿Me estás escuchando? un viaje onírico de autodescubrimiento y Héroes de papel nos ha ofrecido la continuación del cómic de Life is Strange, en el que continúan las aventuras de Max y Chloe. De Continta me tienes nos llegó SuperBollo contra la L.E.F.A. una novela gráfica colaborativa con multitud de 11 artistas. Hemos podido disfrutar de nuevos tomos de Giant Days (Fandogamia), The Wicked and the divine (Norma) y Heathen (Astiberri). Y de mano de Astiberri llegó también No te vayas sin mí, con tres historias cortas de ciencia ficción y fantasía existencial. Si te gusta mínimamente el tema no lo dejes pasar, de verdad. Por último, si te mola el cómic juvenil, Hidra empezó fuerte con Harley Quinn: Cristales rotos que mucho croqueteo no tiene, pero siempre mola ver a Harley y Ivy juntas.

Notevayasinmi 2, Hay una lesbiana en mi sopa
Una página de la soberbia No te vayas sin mí de Rosemary Valero-o’connell

Es probable que se nos quede algo en el tintero, pero creo que 2020 no ha sido un mal año croqueto-comiquero, más bien todo lo contrario.

The Last of Us part II

Dos veces positivo porque además de darnos muchas lágrimas masculinas, muy buenas para el cutis, nos ha dejado una gran historia sobre la empatía y la futilidad de la venganza con una protagonista abiertamente lesbiana, otra bi, otra hipermazada y un personaje trans. Y encima ha sido juego del año *sorbe té.

Last Of Us II, Hay una lesbiana en mi sopa
Ellie y Dina en una de las pocas partes tranquilas de Last of Us part II. Abby estando mamadísima