Paula Alcaide es una psicóloga especializada en atender a mujeres lesbianas y bisexuales en los diferentes procesos de su vida personal, desde ayuda para comprenderse a, por ejemplo, terapia de pareja cuando su vida en común con otra mujer presenta algunas situaciones que no pueden resolver por ellas mismas. Hemos estado charlando un rato con ella para que nos hablara sobre cómo es ella y cómo desarrolla su trabajo.

HULEMS: Paula, cuéntanos un poco sobre tu trayectoria profesional.

Paula Alcaide: Cuando aún estudiaba psicología colaboré con el departamento de psicología social de la Universidad de Barcelona trabajando con mujeres supervivientes al maltrato. Después gestioné el grupo LesCat (Lesbianas en Cataluña) de la antigua Coordinadora Gay Lesbiana durante varios años, ayudé a la creación de la Revista MagLes – llevando una columna y la consulta de psicología- y me metí en un montón de proyectos LGBT como creación de una web sobre reducción de riesgos de lesbianas y drogas, incluyendo también el Girlie Circuit, en el que impulsé la primera besada lésbica multitudinaria de Barcelona o el primer speed dating.

Hoy en día sigo organizando eventos y actividades para mujeres lesbianas como co-presidenta de la Asociación Afirma’t, la gestión del Grupo Gaviotas, para el crecimiento personal para mujeres lesbiana, y la organización de festivales como el Erostreet Festival.

También participo como formadora en másters, universidades y cursos de formación sobre temas LGBT.

Y tengo una consulta de psicología en Barcelona y online para mujeres lesbianas y bisexuales.

HULEMS: Toda tu trayectoria está ligada a las mujeres LGBT, entonces. ¿También haces terapia con sus familias, en el caso de que lo necesiten?

Sí, tanto con su pareja o familia (maternidades lésbicas) como con sus familias de origen, en especial con las madres homófobas – son mis preferidas ^^ porque puedes cambiar todo el sistema familiar y ayudar a tu paciente a sentirse más libre con la familia mientras haces que la madre cambie ciertas creencias equivocadas y prejuiciosas.

HULEMS: Muchas de nuestras lectoras se lo preguntarán: ¿Cuál es el mejor momento para acudir a una consulta psicológica?

El mejor momento es el momento en el que ves que empiezas a pasarlo mal, a estar preocupada y a no funcionar con naturalidad porque hay algo que te tiene angustiada. También cuando de verdad quieres mejorar cosas de ti misma.

Me gusta mucho las mujeres que llegan a consulta esperando una varita mágica o que te dicen eso de “no creo en psicólogas” como si fuéramos elfos: yo solo espero que crean en ellas mismas para ayudarlas a generar el cambio que desean.

 

 No trabajo con mujeres que creen en psicólogos sino en mujeres que creen en ellas mismas.

 

HULEMS: ¿Cuál es el perfil más habitual en tu consulta, o en tus terapias online?

Hay diferentes perfiles, lo que tienen en común es que son mujeres lesbianas, bisexuales o pansexuales que quieren sentirse mejor con su vida; ahora bien, pueden venir por diferentes necesidades: salir del armario con la familia o en el trabajo, porque han roto con la novia o porque tienen problemas de pareja, problemas de autoestima o de asertividad para poner límites y dejar de ser tan complacientes, etc.

 

HULEMS: ¿Dónde percibes más problemas, en el entorno laboral, familiar…?

El entorno familiar es el que más duele y en cambio el laboral es el que más cuesta. Normalmente cuando te “sacas la tirita” de salir del armario con la familia coges mucha fuerza y te reafirmas, pero en el entorno laboral es en el que se depositan más miedos (miedo a rechazo por parte de los compañeros, a comentarios y cotilleos, incluso miedo al despido). En este caso hace falta buscar evidencias y saber que la legalidad y procedimientos laborales protegen contra despidos improcedentes de este tipo.

 

HULEMS: Sin romper el secreto profesional: ¿de qué caso estás más orgullosa o te ha impresionado más?

Por un lado estoy muy orgullosa de una paciente que después de un proceso de diversas sesiones durante algunos meses fue capaz de salir del armario con sus hijos en un entorno conservador superando sus miedos y saliendo con la autoestima fortalecida del proceso, y cuyo caso inspiró este artículo.

Por otro lado actualmente llevo un caso de una mujer de 65 años que acaba de perder a su esposa después de más de 40 años que me ha impresionado mucho. En terapia estamos trabajando el duelo y la pérdida; tienen una historia de amor maravillosa que empezó en la época franquista y que ha superado obstáculos y giros de la vida y es emocionante escucharla hablar de ella y tener la oportunidad de ayudarla a darle sentido a algo tan duro.

HULEMS: ¿Es cierto eso de que cada vez vamos más al psicólogo? Muchas veces se dice que todas las personas deberíamos pasar alguna vez por un diván…

Sí, porque se tiene más consciencia de la utilidad y porque ya no se cree que es eso “para locos”. A mí me da especial manía (imagino que por mi formación en género) que se hable del psicólogo en masculino cuando el 90% somos mujeres y que se hable de diván cuando la mayoría de nosotras utilizamos un sillón que algo mucho más cercano. La gente piensa a veces cosas muy extrañas sobre ir a la psicóloga y en realidad es una persona que hace de espejo y te ayuda a ordenar el problema y a buscar conjuntamente soluciones para que vivas más tranquila.

HULEMS: ¿Han cambiado las consultas desde que comenzaste tu carrera profesional?

Sí, hace tiempo no recibía consultas sobre cómo abordar la maternidad y ahora empiezan a llegar mujeres que quieren liberarse de toda la homofobia y lesbofobia interiorizada (esos mensajes negativos sobre ser lesbiana de los que se han quedado impregnadas haciendo que se machaquen) para ser madres y no transmitir a sus hijos e hijas esa sensación sutil de vergüenza.

Aunque sigo teniendo las consultas sobre rupturas amorosas, exs, mujeres que quieren salir del armario y terapias de pareja para recuperar la pasión.

HULEMS: ¿Es cierto el tópico del bollodrama? ¿Tan complicadas son las rupturas entre mujeres?

Bastante cierto. Nos lo tomamos a la tremenda y lo vivimos todo muy intensamente. Son complicadas por el alto grado emocional que hay en la separación y porque normalmente vivimos las relaciones de pareja dando mucho y cuando eso se rompe hay una sensación de desamparo muy potente.

HULEMS: ¿Cómo podemos identificar una relación tóxica antes de que sea demasiado tarde? ¿Y qué podemos hacer en caso de que nosotras seamos las causantes de esa toxicidad?

Aunque sea un tópico, hay que pensar si nuestra pareja nos está aportando cosas o nos está restando, si nos sentimos libres a su lado o ansiosas, si al estar llegando a casa (si vivimos con ella) es un refugio o nos genera estrés y malestar. Hay que ser muy consciente que nadie nos obliga a estar con esa persona y que si estás con ella es porque la eliges cada día y que de forma general (no total porque ninguna relación es perfecta) te tiene que compensar.

En el caso de que nosotras estemos mal y lo paguemos con nuestra pareja hay que sacar empatía y entender que la otra persona tiene derecho a ser respetada, amada y no tiene por qué aguantarnos. No podemos ir por la vida sintiéndonos bien a costa de las demás sin responsabilizarse del propio malestar (los demás son solo un espejo de tus puntos de dolor). Empieza por trabajarte antes de exigir que el mundo se amolde a tus necesidades.

HULEMS: Siempre se habla del lesbian bed death syndrome, y se dice que las parejas de mujeres dejan de tener sexo después de un tiempo. ¿Qué hay de verdad en esto?

Hay más verdad de la que nos gustaría. Desafortunadamente mis terapias de pareja normalmente empiezan con esta demanda “ya no tenemos tantas relaciones sexuales como antes” o “ya no tenemos sexo nunca”. Las mujeres generamos mucha conexión e intimidad entre nosotras, algo que a priori es maravilloso y que hace que vivamos historias de amor muy mágicas, pero que a la larga se carga toda la pasión. No puedes desear algo que ya tienes y que conoces tan bien así que habrá que buscar otras estrategias para que iniciar el sexo no sea ni algo dañino para la autoestima ni algo inquietante y perturbador porque acabe en discusión.

HULEMS: ¿Cuál percibes que es la franja de edad en la que más mujeres salen del armario? ¿Se encuentra correlación de a más edad de salir menor autoaceptación?

Sí, considero que los avances legales y sociales de estas últimas décadas en países occidentales ha supuesto un cambio (aunque no tan radical como me gustaría) en la mentalidad de muchas mujeres que ya nacen en entornos muy libres de homofobia, con referentes LGBT y con la idea de que ser lesbiana no significa ser inferior a ser heterosexual. ¿Aún queda trabajo por hacer? Por supuesto, sobretodo en entornos rurales, en algunos países latinoamericanos y con población de más edad que se crió escuchando barbaridades sobre nuestro colectivo, algo que se traduce en vergüenza, culpa y ansiedad a la hora de decirlo.

HULEMS: Vamos a conocerte un poco más: dinos un disco, un libro y una película/serie. ¿Alguna recomendación croqueta de esos tres ámbitos?

Hay un disco muy lésbico que en un momento personal difícil me ayudó mucho de un grupo (que ya está disuelto) que se llamaba Los Seis Días. Os lo recomiendo sobretodo a aquellas que estéis pasando por pleno drama o apocalipsis lésbica.

Un libro me quedo con el de mi amigo Gabi, Quiérete mucho maricón, porque tuve el placer de supervisarlo y porque explica nuestra forma de trabajar como psicólogos LGBT (en su caso con hombres gais). También Desconocidas & Fascinantes que salió de un taller de literatura lésbica que hicimos con Isabel Franc hace años y del que yo era la peque del grupo, aprendiendo muchísimo.

Película… como sensiblona que llora siempre viendo películas me quedo con el dramón-obra maestra de Isabel Coixet Mi vida sin mí, a partir de la cuál relativizar muchas tonterías que nos pasan en la vida y de las cuales nos preocupamos en exceso.

Y como adicta total a las series no sabría elegir: The L Word por lo que significó en mi vida, un salvavidas de representaciones lésbicas en un entorno aparentemente heterosexual, cualquier serie de la maravillosa Shonda Rhimes; y alguna de cyberpunk, como The 100 o Sense8 por la visión de distopías futuristas que nos hace plantearnos a nivel social a dónde vamos – y no nos engañemos, si tienen protagonistas lesbianas son un plus para que las vea.

HULEMS: Ya la última: ¿qué pregunta echas en falta en esta entrevista?

Cómo se ponen en contacto conmigo: Mediante Facebook, Twitter o Instagramen mi web (servicios individuales o en pareja, presencial u online) y a través de la comunidad presencial Grupo Gaviotas, y online Salir del armario.

¡Un abrazo croqueta!

Paula ofrece terapia para mujeres lesbianas y bisexuales, así como terapia de pareja, en su consulta en Barcelona, pero también online a través de su página web www.palcaide.com

Puedes suscribirte a nuestro canal de Telegram para enterarte de todos los artículos: https://t.me/hulems