¿Cuantas veces hemos escuchado que la siguiente princesa Disney va a ser lesbiana? Hemos perdido ya la cuenta, y casi casi las esperanzas. Si Disney, propietaria de la franquicia Star Wars, no es capaz de hacer abiertamente LGBT a sus personajes en dicha saga, que está orientada al público adulto, imaginad a las películas que van directamente enfocadas a los niños. ¡Los niños! ¿Es que nadie va a pensar en los niños? Ya se encarga Disney, ya. El caso es que YouGov, una web de Reino Unido enfocada a encuestas sobre diferentes temas, ha lanzado los resultados de una investigación que hizo, y los resultados son, por un lado, poco sorprendentes, pero por otro oye, vamos a pensar que son buenos, porque si no menudo plan.

Poco menos de la mitad de los británicos se sentirían «cómodos» con la idea de una princesa lesbiana de Disney. De todas las categorías presentadas, entre las que había un totum revolutum, con categorías como ‘princesa feminista’ y ‘princesa con hijos’,  tener una princesa lesbiana se quedó al final de la lista. Cuando los resultados se desglosan entre grupos de edad, el 67% de los que estaban en el grupo de edad de 18-24 respaldaron la idea, pero solo la cuarta parte de los que tenían 65 años o más lo hicieron.

¿Que hay un tercio de los encuestados que se sienten directamente incómodos con la idea de tener una princesa lesbiana? Pues sí. Suponemos que son los mismos que no quieren ver a una gorda en pantalla. Todo un festival del absurdo, y del primar cualquier cosa por delante de bienestar de los niños, pero ok. La misma encuesta también hacía un ranking de las princesas favoritas de los británicos, y estoy seriamente indignada con la posición de Pocahontas, y con la de Elsa.

Vía: YouGov