Aunque el asunto bodil no sea del gusto de todo el mundo (seguro que tú también conoces a alguna alérgica ya no al compromiso, sino a la parafernalia que rodea a las ceremonias… bueno, y al compromiso también), una cosa es innegable: Viendo las fotos de dos chicas el día de su boda te dan ganas de casarte a ti también. No lo niegues. Aunque sólo sea por unos segundos, piensas «hala, yo también quiero». ¿O no?

Repite conmigo: Oooooooh.

Hemos extraído las imágenes de nuestro Pinterest. Si quieres ver los créditos de las mismas, ahí los encontrarás.