Greys , Hay una lesbiana en mi sopaLos jueves son la noche de Shonda. bueno, realmente siempre es la noche de Shonda, porque ella es eterna y omnipotente, y mil cosas más. Pero los jueves es la noche que ABC ha reservado para honrar a esta nueva deidad de la televisión norteamericana, y en la que emite sus tres series seguidas, ocupando toda la franja nocturna. Esto no se consigue de un día para otro, amigas croquetas, esto se consigue siendo una hábil guionista, con giros como el que nos dio al final del episodio de la semana pasada.

Cuando quedaban pocos minutos para terminar lo que era un episodio sí, entretenido, pero sin más chicha, Shonda agitó la varita, e hizo que la nueva novia de Callie no fuera una chica sin más. No. La nueva novia de la jefa de traumatología es la médico que atendió a Derek en el fatídico accidente que terminó con su vida. Y Meredith lo sabe.

El episodio que se emite esta noche, titulado Adivina quién viene a cenar, ha creado mucha expectación desde el momento mismo en que se supo que en él iba a estar Patrick Dempsey, aunque fuera a través de flashbacks y no con trama real. Pero lo que no nos imaginabamos es que esos flashbacks iban a tener tanta relevancia en la acción presente. ¿Va a crear esto una brecha entre Callie y Meredith?

Lo que sí parece seguro es que va a reabrir una herida en la viuda de Derek, una herida que ella mismo había dicho que ya estaba cerrada y que ella estaba conforme con su nuevo papel en la vida. Por fin la temporada va cogiendo ritmo, creando conflictos y puntos de tensión. Lo estábamos esperando.