Sofía Vergara y Sharon Stone se acuestan juntas en Fading Gigoló, una comedia que se presentará estos días en el Festival de Toronto. Pero no te emociones mucho… es un trío con John Turturro, el director de la película.

A mí solamente el título ya me da mil patadas al estómago, pero por respeto a Sharon Stone y porque el trailer está recién salido del horno, te contamos un poco de qué va. Prepárate, porque es muy posible que te enfades cuando acabes de leer el post.

Sofia Vergara Y Sharon Stone, Hay una lesbiana en mi sopa

En esta comedia romántica, Vergara y Stone interpretan a una pareja de ricas lesbianas aburridas con su vida sexual. Las dos mujeres le piden ayuda a Murray (Woody Allen), que se convierte en una especie de proxeneta y será quien les busque a un prostituto para satisfacer sus necesidades. ¿Alguien dijo cliché? Pareja de lesbianas sexualmente insatisfecha necesita a un hombre que las haga sentir realizadas… ¬¬

Como os he dicho, la película se llama Fading Gigoló. Es una comedia. Y a mí todavía no me ha hecho gracia. Doctor: algo malo le ocurre a mi sentido del humor.

«¿Es alto?» le pregunta Sofía Vergara a Sharon Stone en una escena. «Creo que deberíamos probarlo».

Frases como esta parece que se repiten por todo el guión, tan cargado de fantasías sexuales masculinas que da miedo solo de pensarlo. Según la actriz de Modern Family, su personaje es una mujer muy sexual, que sabe lo que quiere y así es como lo expresa en el trailer:

«Me gusta rudo [se refiere al sexo]. Algunas veces incluso me gusta ser el hombre y calzarme mi pistola».

Ajá… Bieeeen… Vaaale. Os confieso que este fue el momento en el que mis cejas se fundieron con la raiz de mi pelo, pero míralo con tus propios ojos, a ver qué te parece:

[youtube=http://youtu.be/gYX9CX-jQpY]

Mis padres me enseñaron que es malo juzgar las cosas sin haberlas visto antes. Yo todavía no he visto Fading Gigoló y estoy segura de que tampoco ninguna de vosotras, pero no puedo evitar que el planteamiento me parezca ya sexista, estereotipado y repletito de clichés ofensivos.

Creo que películas como esta, comedia o no, hacen un flaco favor a las parejas lésbicas (o no tan lésbicas, porque si necesitas a un hombre en la relación como mínimo eres bisexual) y lo único que consiguen es reforzar el sempiterno «a ti lo que te pasa es que necesitas una buena polla». Ya sabes a qué me refiero. De hecho, podrían haber titulado así la película. Yo mataría por ver a Ellen DeGeneres diciendo «A ti lo que te pasa es que necesitas una buena polla» en la próxima gala de los Oscar mientras mira fijamente a John Turturro, el creador de Fading Gigoló. Pero lo dicho, ojalá me equivoque y al final nos echemos todos unas risas mientras nos atiborramos de Coca-Cola y palomitas.

Relacionados:

8 Comentarios

  1. Eh, oye, y no podríamos simplemente interpretarlo desde una postura de libretad sexual? En cualquier pareja al cabo del tiempo hay rachas de aburrimiento en la cama, qué más da cómo decide cada una solucionarlo? Poniendo porno, comprando un arnés, haciéndolo en un baño público, llamando a una tercera persona… Por lo que se intuye en el trailer, aparte de la pareja de lesbianas hay otras mujeres, así que la película no está centrada solamente en el lesbianismo. Lo que me gusta es que la idea de una pareja de mujeres es cada vez más aceptada y vista con normalidad A vosotras no?

  2. Yo soy muy pro libertad sexual. Sin problemas. Cada uno que se acueste con quien quiera y haga lo que le parezca conveniente bajo sus sábanas, que a mí, francamente, me da igual. Y como he dicho en el artículo, no he visto la película, así que no podré juzgarla convenientemente hasta que no lo haga.

    Dicho esto, lo que intentaba era resaltar el hecho de que siempre andamos a cuestas con -ese- cliché. Te puedo asegurar que las mujeres lesbianas no echan de menos un pene en su relación. Eso es así. Es que ni siquiera por aburrimiento con la pareja se plantearían acostarse con un hombre. Y este tipo de películas lo único que consigue es confundir al espectador. Refuerzan la idea (muy arraigada en la sociedad) de que muchas mujeres son homosexuales porque no han encontrado al hombre adecuado y que sin la penetración no se puede estar plenamente satisfecha sexualmente. A lo mejor no es su propósito original, pero es lo que consiguen.

    A eso me refería. Por lo demás, que cada uno haga con su cuerpo lo que le venga en gana, claro que sí. No voy a ser yo quien os diga qué juguetes usar o con quién debéis acostaros… faltaría más xD

  3. A mi también me sorprende mucho, gratamente, que cada vez las lesbianas esten más aceptadas en la sociedad.
    Con respecto a la peli, lo que busca el director es provocar, da igual el que, sólo que se hablen de la pelicula.

  4. Coincido con los comentarios de que es positivo que se visualicen las relaciones lésbicas… pero no me parece positivo cuando lo son desde un punto de vista tan estereotipado como aparenta que es este caso.
    Es cierto que hay parejas de femmes, que se pueden aburrir de su vida sexual, y tal vez algunas tengan alguna tendencia bisexual y quieran hacerlo con un hombre… pero todo suena a fantasía de hombre heterosexual sinceramente…
    El dialogo de «me gusta ser el hombre y calzarme mi pistola» ya demuestra que es una película hecha por y para heteros a mi parecer (para variar).

Comments are closed.