buscando el norte carolMe siento en la obligación, antes de empezar este artículo sobre Buscando el norte, de hacer una aclaración sobre cómo vi la serie ayer noche. Veréis, cada vez que comienzo una serie nueva, lo hago con ganas, porque me apetece, y con el ánimo exclusivo de pasármelo bien viendo cosas nuevas. Que no soy una hater, vaya. Ayer vi un tweet que decía algo así como que «la tónica general para ver una serie española es odiar todos sus aspectos». Eso no va conmigo, en absoluto. Pero, eso sí, no por ser española voy a dejar de pedirle las mismas cosas que le pediría a cualquier otra serie, sea de donde fuere.

Antena 3 ha demostrado durante este último tiempo que, si quiere, puede hacer muy bien las cosas. Las audiencias le funcionan, con formatos tan poco familiares como Vis a vis o Bajo sospecha. Atrás quedaron los tiempos de esas comedias de 120 minutos en el que todos los miembros de la familia podían disfrutar juntos de una serie blanca y neutra. Si alguien quiere disfrutar de los vestigios de los noventa, tiene Cuéntame los jueves en La Uno.

buscando el norte carol 2Buscando el norte es la historia de muchos jóvenes, la historia de la frustración y la esperanza en otro país, y aunque sólo fuera por empatía y actualidad, la serie prometía. Además, habíamos visto en los avances que Belén Cuesta repetía (tripitía) papel croqueta, y como nos gusta más una lesbiana en una serie que cualquier otra cosa en el mundo, nos lanzamos a verla, confiadas en que nos iba a encantar. Nada parecía indicar lo contrario.

 

En los noventa, esos noventa de Más que amigos y Al salir de clase, si veiamos un personaje lésbico era, literalmente, porque iba a hacer de la lesbiana de la serie. No tenía más profundidad, simplemente la introducían con calzador para que se besara sutilmente con alguna otra chica y desaparecer a los pocos episodios. Afortunadamente la televisión ha crecido, y nosotras con ella (o al revés), y ahora disfrutamos de unos personajes alucinantes en muchísimas series. Y sí, también en las españolas. El ministerio del tiempo y Vis a vis son dos buenos ejemplos de ello, dos series con protagonistas lesbianas, algo impensable hace más bien poco.

buscando el nortePor eso, cuando vimos el nulo desarrollo del personaje de Carol en este primer episodio de Buscando el norte, nos llevamos una pequeña decepción. Todo lo que hemos visto de ella ha sido referente a su orientación sexual, que parece ser lo único que tiene el personaje para enseñarnos, para presentarse, desaprovechando el potencial de Belén Cuesta. Carol es lesbiana, y lo repite en cada escena, unas veces con más acierto que otras. Porque el problema no son los chistes por separado, el problema es que todos estén relacionados con lo mismo.

Carol duerme con Adela a las pocas horas de haber llegado a un Berlín inhóspito y poco acogedor. Bajo mi punto de vista, esa trama estuvo muy, muy acertada, porque estuvo graciosa, y eso sí es un punto de inicio para contar algo, la posible o no posible relación entre las dos. El resto es demasiado. De todos modos, como sabemos que la cadena lo sabe hacer bien, seguiremos el desarrollo de la serie con atención. Ojalá al final de la temporada la podamos poner como una de nuestras favoritas.

10 Comentarios

  1. Espero que en el proximo episodio veamos algo más de Carol, qual es su profesión algo de su pasado,… No se, algo que haga que sea algo más que la croqueta de la serie

  2. Yo me declaré en rebeldia cn la serie y no la pienso ver.. En el avance , todos los planos en los k aparecia Carol iban acompañados de frases, desde mi bollopunto de vista, desafortunadas,… Como por ejemplo: «que la quitaria de ser lesbiana» o algo así… No me gusta la idea de que crean que se nos puede cambiar

  3. Es imprescindible apoyar a personales así. Y agradecer a la serie su inclusión. Seguramente, el resto de personajes también es muy «criticable», y no va a ser la lesbiana el único personaje perfecto. Pero insisto, desde la visión crítica apoyemos estas iniciativas. No es una serie para nosotras, es evidente, pero puede conseguir que nuestros abuelos, tios, vecinos… vean con normalidad que dentro de un grupo, un personaje sea lesbiana (o un padre amo de casa) y no pase nada.

  4. Sí, a ver, yo estoy muy a favor de que haya personajes lésbicos por todas partes, es necesario, y ojalá hubiera más. Critico sólo este personaje porque, bueno, es lo que me toca en esta web. Si este fuera un medio generalista, hablaría de todos (y tendría mucho que decir). Pero con este primer episodio no tengo claro que vaya a pasar lo que dices, que personas que nunca han visto a una lesbiana vean a Carol y no pase nada. Creo que pensarán que todas somos este tópico que se nos presenta.

    Dicho esto, le doy todos los votos de confianza del mundo, y seguiré la serie, a ver qué pasa. Oye, que igual termina siendo un personaje maravilloso, la actriz hace un buen papel. El problema que le veo es más de guión que de otra cosa. Espero de verdad tener que escribir una rectificación a este artículo 🙂

  5. jo, que exigentes, el primer episodio, lo único que hace, en mi modesta opinión, es presentar los pernonajes. y por donde van a ir los guiones, y estos dependerán (aparte los ya grabados) de la aceptación de los distintos personajes por la audiencia. Tenemos una lesbiana, que promete mucho, ya lo creo, si siguen desarrollando los personajes…. Un novio en Berlín que ya le está haciendo tilín la prima de cabeza cuadrada que no conocía, mientras en España hay un «no es lo que parece con el amigo del novio» un tío que va de español y que odia a su hermano de España, pero que aún no sabemos el por qué… enredos a tope… que camino seguirá «Busando el Norte» comedia o drama… ah y se me olvidaba la mujer que cambió la mochila, el amigo que vive en Berlín empresario-emprendedor… ? promete, paciencia, mujeres…. paciencia.

  6. A mi en lo general, la serie me llamo la atención. Sé me hizo simpática, hubo momentos en el que el primer chiste fue bueno, los siguientes 5 que se echan en el mismo comentario, de verdad que ya es mucho.
    Pero en general creo que la serie tendrá «buena trama» más simpático, más cómico que historia. Pero creo que promete.

    Las invito a agregarme a mi facebook: https://www.facebook.com/andreasierram

    Nos leemos por allá.

Comments are closed.